Esta página emplea tanto cookies propias como de terceros para recopilar información estadística de su navegación por internet y mostrarle publicidad y/o información relacionada con sus gustos. Al navegar por este sitio web usted comprende que accede al empleo de estas cookies.

PLM-Logos
Bandera México
Marca

MITZORATTA

Sustancias

OLMESARTÁN

Forma Famacéutica y Formulación

Tabletas

Presentación

1 Caja, 14 Tabletas, 20 Miligramos

1 Caja, 28 Tabletas, 20 Miligramos

1 Caja, 14 Tabletas, 40 Miligramos

1 Caja, 28 Tabletas, 40 Miligramos

FORMA FARMACÉUTICA Y FORMULACIÓN:

20 mg

Cada TABLETA contiene:

Olmesartán Medoxomilo

20 mg

Excipiente cbp 1 tableta

40 mg

Cada TABLETA contiene:

Olmesartán Medoxomilo

40 mg

Excipiente cbp 1 tableta

INDICACIONES TERAPÉUTICAS:

Olmesartán está indicado en: Tratamiento de la hipertensión primaria.

FARMACOCINÉTICA Y FARMACODINAMIA:

Farmacocinética:

Absorción y distribución: El Olmesartán Medoxomilo es un pro-fármaco. Es rápidamente convertido a su metabolito farmacológicamente activo, Olmesartán, por las esterasas en la mucosa intestinal y en la sangre portal durante la absorción del tracto gastrointestinal.

No se ha encontrado Olmesartán Medoxomilo o las cadenas laterales de Medoxomilo en el plasma o las excretas. La biodisponibilidad promedio del Olmesartán de una formulación en tableta fue de 25.6%.

La concentración plasmática promedio (Cmáx) del Olmesartán se alcanza en alrededor de 2 horas posteriores con el Omesartán Medoxomilo y las concentraciones plasmáticas de Olmesartán aumentaron aproximadamente de manera lineal con el aumento de las dosis orales hasta 80 mg.

Los alimentos tuvieron un efecto mínimo en la biodisponibilidad del Olmesartán y por lo tanto el Olmesartán Medoxomilo puede ser administrado con o sin los alimentos.

No se observaron diferencias significativas relacionadas al género en la farmacocinética del Olmesartán.

El Olmesartán se une fuertemente a proteínas (99.7%), pero el potencial desplazamiento por otros fármacos coadministrados con fuerte afinidad por las proteínas es bajo (como se confirmó por la ausencia de interacciones clínicamente significativas entre Olmesartán Medoxomilo y la warfarina). La unión del Olmesartán a las células sanguíneas es despreciable. El volumen medio de distribución posterior a una dosificación intravenosa es baja (16-29 L).

Biotransformación y Eliminación: El plasma total fue típicamente 1.3 L/h (CV, 19%) y fue relativamente lento comparado al flujo hepático sanguíneo (ca 90 L/h). Siguiendo una dosis oral individual de 14C etiquetado Olmesartán Medoxomilo, 10-16% de la radioactividad administrada fue excretada en la orina (el mayor dentro de 24 horas de administración de la dosis) y el resto de la radioactividad recuperada fue excretada en las heces. Basado en la biodisponibilidad sistémica de 25.6%, puede ser calculado desde el Olmesartán absorbido por excreción renal (ca 40%) y excreción hepatobiliar (ca 60%). Toda la radioactividad recuperada fue identificada como Olmesartán. No hay metabolitos significativos detectados. La vía enterohepática reciclante de Olmesartán es mínima. Puesto que la proporción larga de Olmesartán es excretada vía la ruta biliar, el uso en pacientes con obstrucción biliar está contraindicado (Ver Contraindicaciones).

La eliminación terminal de la vida media varió entre 10 y 15 horas después de múltiples dosis orales. Un estado estacionario se alcanzó después de las primeras dosis y no se evidenció acumulación futura después de 14 días de dosis repetidas. La depuración renal fue de aproximadamente 0.5-0.7 L/h y fue independiente de la dosis.

Farmacocinética en poblaciones especiales:

Adultos Mayores: En pacientes hipertensos, el ABC, en estado estacionario es de un aumento de 35% en pacientes mayores (65-75 años) y de 44% en pacientes muy mayores (75 años) comparados con un grupo de edad menor. Esto puede ser debido a la disminución renal promedio en este grupo de pacientes.

Insuficiencia Renal: En pacientes con insuficiencia renal, la ABC en estado estacionario aumentó en 62%, 82% y 179% en pacientes con insuficiencia renal leve, moderada y severa, respectivamente, comparada con controles sanos (Ver Dosis y vía de administración y Precauciones generales).

Insuficiencia Hepática: Después de una administración individual de Olmesartán, los valores AUC fueron 6% y 65% ligeramente y moderadamente más altos que en los pacientes con insuficiencia hepática y sus correspondientes controles sanos, respectivamente. La fracción independiente de Olmesartán a las 2 horas post-dosis en sujetos sanos, en pacientes con insuficiencia hepática leve y en pacientes con insuficiencia hepática moderada fue 0.26%, 0.34% y 0.41% respectivamente. Siguiendo las dosis repetidas en pacientes con insuficiencia hepática moderada, Olmesartán AUC fue otra vez alrededor de 65% más alto que en los controles sanos. Los valores de la media de Olmesartán Cmáx fueron similares en sujetos sanos y con insuficiencia hepática. Olmesartán Medoxomilo no ha sido evaluado en pacientes con severa insuficiencia hepática (Ver Dosis y vía de administración y Precauciones generales).

Farmacodinamia:

Grupo Farmacoterapéutico: Antagonistas de Angiotensina II, simple.

Código ATC: C09CA08.

Mecanismo de acción/Efectos farmacodinámicos: El Olmesartán Medoxomilo es un potente, oralmente activo, antagonista selectivo de receptores de angiotensina II (tipo AT1). Se espera que bloquee la acción de la angiotensina II mediada por el receptor AT1, a pesar de la fuente de la ruta de la síntesis de angiotensina II. El antagonismo selectivo de los receptores de la angiotensina II (AT1) conduce a un aumento en los niveles plasmáticos de renina, angiotensina I y II y un descenso en los niveles plasmáticos de aldosterona.

La angiotensina II es la hormona vasoactiva primaria del sistema renina-angiotensina-aldosterona y juega un papel significativo en la fisiopatología de la hipertensión vía el receptor tipo 1 (AT1).

Eficacia clínica y seguridad: En la hipertensión, el Olmesartán Medoxomilo causa una reducción en la presión arterial duradera y dosis-dependiente. No ha habido evidencia de hipotensión en primera dosis ni taquifilaxia en tratamientos a largo plazo o rebote de hipertensión posterior al cese de la terapia.

Una dosis diaria de Olmesartán Medoxomilo provee una reducción suave y efectiva en la presión arterial por intervalos de 24 horas. Una dosis diaria produce disminuciones similares en la presión arterial que dos dosis diarias con la misma dosis diaria total.

Con tratamiento continuo, la reducción máxima de la presión arterial se alcanza a las 8 semanas posteriores al inicio de la terapia, sin embargo, una proporción sustancial del efecto en el descenso en la presión arterial se observa a las 2 semanas de tratamiento. Cuando se usa junto con hidroclorotiazida, la reducción en la presión arterial es aditiva y su coadministración es bien tolerada.

El efecto de Olmesartán sobre la mortalidad y la morbilidad no se conoce todavía.

El estudio aleatorizado de Olmesartán y la Prevención de la Diabetes Micro-albuminuria (ROADMAP) en 4447 pacientes con diabetes tipo 2, la normo-albuminuria y al menos un factor de riesgo cardiovascular adicional, se investigó si el tratamiento con Olmesartán podría retrasar la aparición de la micro-albuminuria. Durante la duración mediana de seguimiento de 3.2 años, los pacientes recibieron Olmesartán o placebo además de otros agentes antihipertensivos, excepto inhibidores de la ECA o ARBs.

Para la variable principal, el estudio demostró una reducción significativa del riesgo en el tiempo hasta la aparición de la micro-albuminuria, a favor de olmesartán. Después del ajuste por diferencias de BP esta reducción del riesgo ya no fue estadísticamente significativa. Se desarrolló micro-albuminuria en el 8.2% (178 de 2160) de los pacientes en el grupo de Olmesartán y 9.8% (210 de 2139) en el grupo placebo.

Para los criterios de valoración secundarios, los eventos cardiovasculares ocurrieron en 96 pacientes (4.3%) con Olmesartán y en 94 pacientes (4.2%) con placebo. La incidencia de la mortalidad cardiovascular fue mayor con Olmesartán en comparación con el tratamiento placebo (15 pacientes (0.7%) frente a 3 pacientes (0,1%)), a pesar de las tasas similares para el accidente cerebrovascular no fatal (14 pacientes (0.6%) frente a 8 pacientes (0.4%)), infarto al miocardio no fatal (17 pacientes (0.8%) frente a 26 pacientes (1.2%) y la mortalidad no cardiovascular (11 pacientes (0.5%) frente a 12 pacientes (0.5%)). La mortalidad global con Olmesartán se aumentó numéricamente (26 pacientes (1.2%) frente a 15 pacientes (0.7%), que se debió principalmente a un mayor número de eventos cardiovasculares fatales. El Olmesartán redujo la incidencia de la enfermedad renal en etapa de nefropatía diabética.

El ensayo (ORIENT) investigó los efectos de Olmesartán en los resultados renales y cardiovasculares en 577 pacientes diabéticos tipo 2 japoneses y chinos aleatorios con nefropatía manifiesta. Durante una mediana de seguimiento de 3.1 años, los pacientes recibieron Olmesartán o placebo además de otros agentes antihipertensivos, incluyendo inhibidores de la ECA.

El criterio de valoración primario compuesto (tiempo hasta el primer evento de la duplicación de la creatinina sérica, enfermedad renal terminal, la muerte por cualquier causa) se produjo en 116 pacientes en el grupo de Olmesartán (41.1%) y 129 pacientes en el grupo placebo (45.4%) (HR 0,97 (IC del 95%: 0,75 a 1.24); p = 0,791). El criterio de valoración cardiovascular secundaria compuesto se produjo en 40 pacientes tratados con Olmesartán (14.2%) y 53 pacientes tratados con placebo (18.7%). Este criterio de valoración cardiovascular compuesto incluyendo muerte cardiovascular en 10 pacientes (3.5%) que recibieron Olmesartán frente a 3 (1.1%) que recibieron placebo, mortalidad general 19 (6.7%) frente a 20 con apoplejía no fatal (7.0%), 8 (2.8%) frente a 11 (3.9%) e infarto al miocardio no fatal 3 (1.1%) frente a 7 (2.5%), respectivamente.

Dos ensayos controlados aleatorios de gran tamaño (ONTARGET (Ensayo global final de Telmisartán en curso solo y en combinación con Ramipril) y VA NEFRON-D (Asuntos de nefropatía en veteranos con Diabetes)) han examinado el uso de la combinación de un inhibidor de la ECA con un bloqueador del receptor angiotensina II.

ONTARGET fue un estudio realizado en pacientes con antecedentes de enfermedad cardiovascular o cerebrovascular o diabetes mellitus tipo 2 acompañada de evidencia de lesión de órganos diana. VA NEFRONA-D fue un estudio en pacientes con diabetes mellitus tipo 2 y nefropatía diabética.

Estos estudios han demostrado que no hay ningún efecto beneficioso significativo sobre los resultados renales y/o cardiovasculares y la mortalidad, mientras que se observó un aumento del riesgo de la hiperpotasemia, lesión renal aguda y/o hipotensión, en comparación con la monoterapia. Dadas sus propiedades farmacodinámicas similares, estos resultados también son relevantes para otros inhibidores de la ECA y bloqueadores de los receptores. La angiotensina II Inhibidores de la ECA y la angiotensina II bloqueadores de los receptores no deben por lo tanto ser utilizados de forma concomitante en pacientes con nefropatía diabética.

ALTITUD (Ensayo Aliskiren en la diabetes tipo 2 utilizando puntos finales de la enfermedad cardiovascular y renal) fue un estudio diseñado para probar el beneficio de la adición aliskiren a una terapia estándar de un inhibidor de la ECA o un bloqueador del receptor de angiotensina II en pacientes con diabetes mellitus tipo 2 y enfermedad crónica renal, enfermedad cardiovascular, o ambas. El estudio se terminó antes de tiempo debido a un mayor riesgo de resultados adversos. La muerte cardiovascular y accidente cerebrovascular fueron numéricamente más frecuentes en el grupo de aliskiren que en el grupo placebo y los eventos adversos y eventos adversos graves de interés (hiperpotasemia, hipotensión y disfunción renal) fueron más frecuentes en el grupo de aliskiren que en el grupo placebo.

Población pediátrica: Los efectos antihipertensivos de Olmesartán en la población pediátrica se evaluaron en un estudio doble ciego aleatorizado controlado por placebo, en 302 pacientes hipertensos de 6 a 17 años. La población del estudio consistió en una cohorte de color negro de 112 pacientes y una cohorte racial mixta de 190 pacientes, incluyendo 38 de los negros. La etiología de la hipertensión fue predominantemente hipertensión esencial (87% de la cohorte negro y 67% de la cohorte mixta). Los pacientes que pesaban 20 a <35 kg fueron asignados aleatoriamente a 2.5 mg (dosis baja) o 20 mg (dosis alta) de Olmesartán una vez al día y los pacientes que pesaban ≥ 35 kg fueron asignados aleatoriamente a 5 mg (dosis baja) o 40 mg (dosis alta) de Olmesartán una vez al día. Olmesartán redujo significativamente la presión arterial sistólica y diastólica de una manera dependiente de la dosis ajustada al peso. Olmesartán a dosis bajas y altas redujo significativamente la presión arterial sistólica en 6.6 y 11.9 mm Hg desde la línea base, respectivamente. Este efecto también se observó durante las 2 semanas aleatorias de la fase de retiro, con lo que ambas presiones arteriales sistólica y diastólica demostraron un rebote estadísticamente significativo en el grupo del placebo en comparación al grupo del Olmesartán.

El tratamiento fue eficaz en ambos, pacientes pediátricos con hipertensión primaria y secundaria. Como se observa en las poblaciones de adultos, las reducciones de la presión arterial fueron menores en pacientes de raza negra.

En el mismo estudio, 59 pacientes de 1 a 5 años que pesaban ≥5 kg recibieron 0.3 mg/kg de Olmesartán una vez al día durante tres semanas en una fase abierta y luego fueron aleatorizados para recibir Olmesartán o placebo en una fase doble ciego. Al final de la segunda semana del retiro, la presión arterial diastólica/sistólica media en el canal fue de 3/3 mm Hg inferior en el grupo asignado al azar para Olmesartán; esta diferencia en la presión arterial no fue estadísticamente significativa (CI 95% -2-7/-1 a 7).

CONTRAINDICACIONES:

• Hipersensibilidad a la sustancia activa o a cualquiera de los excipientes.

• Embarazo (ver Restricciones de uso durante el embarazo y la lactancia).

• Obstrucción biliar (ver Farmacocinética y farmacodinamia).

• Uso concomitante de antagonistas de los receptores de angiotensina (ARAs) -incluido el Olmesartán Medoxomilo- o de inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina (IECA), con aliskiren en pacientes con diabetes tipo 2 (ver Interacciones medicamentosas y de otro género, Bloqueo doble del sistema renina-angiotensina [RAS] con IECA, ARA o aliskiren).

RESTRICCIONES DE USO DURANTE EL EMBARAZO Y LA LACTANCIA:

Embarazo: Debido al mecanismo de acción de los antagonistas de la angiotensina II, no puede descartarse un riesgo para el feto. Hay informes de que la exposición en utero a los inhibidores de la ECA (una clase específica de medicamentos que actúa en el RAAS) durante el segundo y tercer trimestre causó lesión y muerte al feto en desarrollo. Además, en datos retrospectivos se encontró que el uso de inhibidores de la ECA durante el primer trimestre conlleva el riesgo de defectos congénitos. Hay reportes de aborto espontáneo, oligohidramnios y disfunción renal neonatal en mujeres embarazadas que tomaron inadvertidamente antagonistas de angiotensina II, valsartán. Como cualquier medicamento que también actúe directamente en el RAAS, el Olmesartán Medoxomilo no debe usarse durante el embarazo (ver Contraindicaciones) ni en mujeres que planean embarazarse. Los profesionales de la salud que prescriben cualquier fármaco con acción en el RAAS deben asesorar a las mujeres con potencial reproductivo sobre el riesgo de estos agentes durante el embarazo. Si se detecta un embarazo durante el tratamiento, el Olmesartán Medoxomilo debe suspenderse lo antes posible.

Lactancia: El Olmesartán se excreta en la leche de ratas lactantes, pero no se sabe si se excreta en leche humana. Como no se cuenta con información sobre el uso de Olmesartán durante la lactancia, el producto no se recomienda; son preferibles tratamientos alternativos con perfiles de seguridad mejor establecidos durante la lactancia, sobre todo cuando se lacta a un recién nacido o pretérmino.

REACCIONES SECUNDARIAS Y ADVERSAS:

Resumen del perfil de seguridad: Las reacciones adversas informadas con mayor frecuencia durante el tratamiento con Olmesartán Medoxomilo fueron cefalea (7.7%), síntomas similares a la influenza (4.0%) y mareo (3.7%).

En estudios con monoterapia controlados con placebo, la única reacción adversa relacionada de manera inequívoca con el tratamiento fue vértigo (incidencia de 2.5% con Olmesartán Medoxomilo y 0.9% con placebo).

La incidencia de hipertrigliceridemia también es un poco más alta con Olmesartán Medoxomilo que con placebo (2.0% vs 1.1%), igual que la del aumento de la creatina fosfocinasa (1.3% vs 0.7%).

Lista de reacciones adversas: A continuación, se resumen las reacciones adversas de Olmesartán Medoxomilo en estudios clínicos, estudios de seguridad posteriores a la autorización y reportes espontáneos.

Se utilizó la siguiente terminología con el fin de clasificar la incidencia de reacciones adversas:

Muy frecuente: (≥ 1/10).

Frecuente: (≥ 1/100 a < 1/10).

Poco frecuente: (≥ 1/1,000 a < 1/100).

Rara: (≥ 1/10,000 a < 1/1,000).

Muy rara: (< 1/10,000).

Desconocida (no puede calcularse con los datos disponibles).

Trastornos sanguíneos y del sistema linfático:

Poco frecuente: trombocitopenia.

Trastornos del sistema inmunológico:

Poco frecuente: reacción anafiláctica.

Trastornos del metabolismo y nutrición:

Frecuentes: hipertrigliceridemia, hiperuricemia.

Raros: hiperpotasemia.

Trastornos del sistema nervioso:

Frecuentes: mareo, cefalea.

Trastornos del oído y laberinto:

Poco frecuente: vértigo.

Trastornos cardiacos:

Poco frecuente: angina de pecho.

Trastornos vasculares:

Raros: hipotensión.

Trastornos respiratorios, torácicos y mediastínicos:

Frecuentes: bronquitis, faringitis, tos, rinitis.

Trastornos gastrointestinales:

Frecuentes: gastroenteritis, diarrea, dolor abdominal, náusea, dispepsia.

Poco frecuente: vómito.

Muy raros: enteropatía semejante a esprúe (ver Precauciones generales).

Trastornos de la piel y tejido subcutáneo:

Poco frecuente: exantema, dermatitis alérgica, urticaria, rash, prurito.

Raros: angioedema.

Trastornos musculoesqueléticos y del tejido conectivo:

Frecuentes: artritis, dolor lumbar, dolor esquelético.

Poco frecuente: mialgia.

Raros: espasmo muscular.

Trastornos renales y urinarios:

Frecuentes: hematuria, infección urinaria.

Raros: insuficiencia renal aguda, insuficiencia renal.

Trastornos generales y alteraciones en el sitio de administración:

Frecuentes: dolor, dolor torácico, edema periférico, síntomas similares a la influenza, fatiga.

Poco frecuente: edema facial, astenia, malestar.

Raros: letargia.

Investigaciones:

Frecuentes: aumento de enzimas hepáticas, aumento de urea sérica, aumento de fosfoquinasa de creatina sérica.

Raros: aumento de creatinina sérica.

Se han reportado casos aislados de rabdomiólisis en relación temporal con la ingesta de bloqueadores del receptor para angiotensina II.

Información adicional en poblaciones especiales: En adultos mayores, la frecuencia de hipotensión incrementa ligeramente de raro a poco frecuente.

Población pediátrica: Se monitoreó la seguridad de Olmesartán en 361 niños y adolescentes, de edad entre 1 y 17 años de edad durante dos ensayos clínicos. Mientras que la naturaleza y severidad de los eventos adversos son similares a los efectos en los adultos, la frecuencia de lo siguiente es más alta en los niños:

- Epistaxis es un evento adverso frecuente en los niños (e.d. ≥1/100 a <1/10) lo que no ha sido reportado en adultos.

- Durante 3 semanas de un estudio doble ciego, la incidencia del tratamiento mostró que el mareo y el dolor de cabeza casi se duplicaron en niños de 6-17 años de edad en el grupo de dosis alta de olmesartán.

El perfil de seguridad general para olmesartán en pacientes pediátricos no difiere significativamente del perfil de seguridad en adultos.


PRECAUCIONES EN RELACIÓN CON EFECTOS DE CARCINOGÉNESIS, MUTAGÉNESIS, TERATOGÉNESIS Y SOBRE LA FERTILIDAD: En estudios de toxicidad crónica en perros y ratas, el Olmesartán Medoxomilo mostró un efecto similar al de otros antagonistas de receptores AT1 e inhibidores de la ECA: aumento en la urea sanguínea (BUN) y la creatinina (a través de cambios funcionales en el riñón causados por el bloqueo de los receptores AT1); reducción en el peso del corazón; una reducción en los parámetros de células rojas (eritrocitos, hemoglobina y hematócrito), indicadores histológicos de daño renal (lesiones regenerativas del epitelio renal, engrosamiento de la membrana basal, dilatación de los túbulos). Estos efectos adversos causados por el la acción farmacológica del Olmesartán Medoxomilo también ocurrieron en otros ensayos preclínicos de otros antagonistas de receptores de AT1 e inhibidores de la ECA y pueden ser reducidos por administración oral simultánea de cloruro de sodio.

En ambas especies, se observó un incremento en la actividad plasmática de la renina o una hipertrofia/hiperplasia de las células yuxtaglomerulares del riñón. Estos cambios, que son un efecto típico de los inhibidores del a ECA y otros bloqueadores de receptores AT1, parecen no tener relevancia clínica.

Como otros bloqueadores de receptores AT1 el Olmesartán Medoxomilo aparentemente aumentó las rupturas cromosómicas en cultivos celulares in vivo. No se observaron efectos relevantes en diversos estudios in vivo usando Olmesartán Medoxomilo a dosis muy altas de hasta 2000 mg/kg. Los datos finales de un examen exhaustivo de genotoxicidad sugiere que es poco probable que el Olmesartán provoque estos efectos genotóxicos en condiciones de uso clínico.

El Olmesartán Medoxomilo no es carcinogénico, ni en ratas en un estudio de 2 años ni en ratones cuando fue probado en 2 estudios de carcinogenicidad de 6 meses que se llevaron a cabo utilizando modelos transgénicos.

En estudios reproductivos en ratas, el Olmesartán Medoxomilo no afectó la fertilidad y no hubo evidencia de efectos teratogénicos. En común con otros antagonistas de angiotensina II, la sobrevida de los descendientes se redujo posterior a la exposición a Olmesartán Medoxomilo y una dilatación pélvica del riñón ha sido vista después de la exposición de las presas al final del embarazo y en la lactancia. En común con otros agentes antihipertensivos, el Olmesartán Medoxomilo no mostró ser más tóxico en conejos embarazados que en ratas, sin embargo, no hubo indicación de algún efecto fetotóxico.

INTERACCIONES MEDICAMENTOSAS Y DE OTRO GÉNERO:

El bloqueo doble del sistema renina-angiotensina (SRA) con ARAs, IECA o aliskiren: El uso concomitante de ARAs, incluido el Olmesartán Medoxomilo con otros agentes que actúan en el SRA está asociada con una mayor incidencia de hipotensión, hiperpotasemia y cambios en la función renal, en comparación con la monoterapia. Se recomienda vigilar la presión sanguínea, la función renal y los electrolitos en pacientes tratados con Olmesartán Medoxomilo y otros agentes que afectan el SRA (ver Precauciones generales).

Debe evitarse el uso concomitante de los ARAs -incluido Olmesartán Medoxomilo- o de un IECA con aliskiren en pacientes con daño renal grave (VFG < 30 ml/min) (ver Precauciones generales).

Está contraindicado el uso concomitante de ARAs - incluido Olmesartán Medoxomilo- o de un IECA con aliskiren en pacientes con diabetes tipo 2 (ver Contraindicaciones).

Efectos de otros medicamentos sobre Olmesartán Medoxomilo:

Suplementos de potasio y diuréticos ahorradores de potasio: De acuerdo a la experiencia con el uso de otros medicamentos que afectan al sistema renina-angiotensina, el uso concomitante de diuréticos ahorradores de potasio, suplementos de potasio, sustitutos de sal que contienen potasio u otros medicamentos que incrementan la concentración de potasio sérico (p. ej., heparina) pueden causar hiperpotasemia (ver Precauciones generales) por lo que, no se recomienda su uso concomitante.

Otros medicamentos antihipertensivos: El efecto en la disminución en la presión arterial del Olmesartán Medoxomilo puede aumentarse con el uso concomitante de otros medicamentos antihipertensivos.

Medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINES): Los AINES (incluido el ácido acetilsalicílico en dosis > 3 g/día y también los inhibidores de la COX-2) y los antagonistas del receptor para angiotensina II pueden tener efectos sinérgicos al disminuir la filtración glomerular. El riesgo del uso concomitante de AINES y antagonistas de la angiotensina II radica en el desarrollo de insuficiencia renal aguda. Debe recomendarse la vigilancia de la función renal al inicio del tratamiento, así como la hidratación regular del paciente. Además, el tratamiento concomitante puede reducir el efecto antihipertensivo de los antagonistas del receptor para angiotensina II, lo que conduce a la pérdida parcial de su eficacia.

Colesevelam agente secuestrante del ácido biliar: La administración concomitante del agente secuestrante de ácidos biliares, clorhidrato de colesevelam reduce la exposición sistémica y la concentración plasmática pico de Olmesartán y reduce t1/2. La administración de Olmesartán Medoxomilo al menos 4 horas antes de Clorhidrato de colesevelam, disminuye el efecto de interacción del medicamento. Debe considerarse la administración de olmesartán medoxomilo al menos 4 horas antes de la dosis de clorhidrato de colesevelam (ver Farmacocinética y farmacodinamia).

Otros compuestos: Después del tratamiento con antiácido (hidróxido de aluminio y magnesio), se observó una ligera reducción en la biodisponibilidad de Olmesartán. La administración concomitante de warfarina y digoxina no tuvo efecto en la farmacocinética de Olmesartán.

Efectos de Olmesartán Medoxomilo sobre otros medicamentos:

Litio: Hay reportes de aumentos reversibles en la concentración sérica de litio y toxicidad durante la administración concomitante de litio e inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina y antagonistas de la angiotensina II. Por lo tanto, no se recomienda el uso de Olmesartán Medoxomilo y litio combinados (ver Precauciones generales). Si es necesario el uso combinado, se recomienda monitorear cuidadosamente los niveles séricos de litio.

Otros compuestos: Algunos compuestos que se han investigado en estudios clínicos específicos en voluntarios sanos incluyen la warfarina, la digoxina, el antiácido (hidróxido de aluminio y magnesio), hidroclorotiazida y pravastatina. No se observaron interacciones clínicamente relevantes, en particular el Olmesartán Medoxomilo no presentó efectos significativos en la farmacocinética o farmacodinamia de warfarina ni en la farmacocinética de digoxina.

El Olmesartán no tiene efectos inhibitorios clínicamente relevantes en enzimas de citocromo P450 1A1/2, 2A6, 2C8/9, 2C19, 2D6, 2E1 y 3A4, en modelos in vitro de humanos. Y presentó mínimo o ningún efecto en la actividad del citocromo P450 en ratas. Es por eso que estudios de la interacción en vivo con las enzimas inhibidoras e inductoras del citocromo P450 no se realizaron, y no se espera ninguna interacción relevante entre Olmesartán y los medicamentos metabolizados por las enzimas del citocromo P450 mencionadas.

Población pediátrica: Los estudios de interacciones se han realizado sólo en adultos. No se sabe si las interacciones en los niños son similares a las de los adultos.

ALTERACIONES EN LOS RESULTADOS DE PRUEBAS DE LABORATORIO: Algunos eventos adversos de laboratorio reportados a lo largo de todos los ensayos clínicos con Olmesartán Medoxomilo (incluyendo los ensayos sin control de placebo), independientemente de la causalidad o la incidencia relativa al placebo, incluyeron:

Desórdenes metabólicos y nutricionales:

Común: aumento en la fosfoquinasa de creatinina, hipertrigliceridemia, hiperuricemia.

Raro: hiperpotasemia.

Desórdenes hepatobiliares:

Común: alteración de las enzimas hepáticas.

PRECAUCIONES GENERALES:

Depleción del volumen intravascular: Puede ocurrir hipotensión sintomática, sobre todo después de la primera dosis en pacientes con depleción de volumen y/o sodio por tratamiento diurético intenso, restricción dietética de sal, diarrea o vómito. Estos trastornos deben corregirse antes de administrar Olmesartán Medoxomilo.

Otros trastornos que estimulan el sistema renina-angiotensina-aldosterona (SRAA): En pacientes cuyo tono vascular y función renal dependen de la actividad del sistema renina-angiotensina-aldosterona (p. ej., pacientes con insuficiencia cardiaca congestiva grave o enfermedad renal subyacente, incluida la estenosis de la arteria renal), el tratamiento con medicamentos que afectan este sistema se relaciona con hipotensión aguda, azotemia, oliguria o, raras ocasiones, con insuficiencia renal aguda. No puede descartarse la posibilidad de efectos similares con los antagonistas de los receptores de angiotensina II.

Hipertensión renovascular: El riesgo de hipotensión grave e insuficiencia renal es mayor cuando los pacientes con estenosis de la arteria renal bilateral o estenosis de la arteria en un riñón único funcional reciben tratamiento con medicamentos que influyen en el sistema renina-angiotensina-aldosterona.

Insuficiencia renal y trasplante renal: Cuando se usa Olmesartán Medoximilo en pacientes con disfunción renal, se recomienda la vigilancia periódica de las concentraciones séricas de potasio y creatinina. No se recomienda el uso de Olmesartán Medoximilo en pacientes con daño renal grave (depuración de creatinina < 20 ml/min) (ver Dosis y vía de administración). No hay experiencia con la administración de Olmesartán Medoxomilo en pacientes con trasplante renal reciente ni en pacientes con daño renal en etapa terminal (depuración de creatinina < 12 ml/min).

Debe evitarse el uso de los ARAs -incluyendo al Olmesartán Medoxomilo -o de IECA"s con aliskiren en pacientes con daño renal grave (IFG < 30 mL/min) (ver Interacciones medicamentosas y de otro género, Bloqueo doble del sistema renina-angiotensina [SRA] con IECA, ARA o aliskiren).

Insuficiencia hepática: No hay experiencia en pacientes con insuficiencia hepática grave, por lo que no se recomienda el uso de Olmesartán Medoxomilo en este grupo de pacientes (ver Dosis y vía de administración, respecto a las dosis recomendadas en pacientes con insuficiencia hepática leve o moderada).

Hiperpotasemia: El uso de medicamentos que afectan el sistema renina-angiotensina-aldosterona puede causar hiperpotasemia.

El riesgo, que puede ser fatal, aumenta en pacientes mayores, pacientes con insuficiencia renal, en diabéticos, y en pacientes que reciben otros medicamentos que aumentan la concentración de potasio, y/o en pacientes con eventos intercurrentes.

Antes de considerar el uso concomitante de medicamentos que afectan el sistema renina-angiotensina-aldosterona, debe evaluarse la relación riesgo-beneficio y considerar otras alternativas.

Los principales factores de riesgo para una hiperpotasemia que se deben considerar son:

• Diabetes, insuficiencia renal, edad (> 70 años).

• Combinación con uno o más medicamentos que afectan el sistema renina-angiotensina-aldosterona y/o suplementos de potasio. Algunos medicamentos o productos terapéuticos pueden provocar una hiperpotasemia, como: sustitutos de sal que contienen potasio, diuréticos ahorradores de potasio, inhibidores de la ECA, antagonistas de los receptores de angiotensina II, medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (incluidos los inhibidores selectivos de la COX-2), heparina, inmunosupresores como la ciclosporina o el tacrolimus y trimetoprima.

• Eventos intercurrentes, en particular deshidratación, descompensación cardiaca aguda, acidosis metabólica, empeoramiento de la función renal, empeoramiento súbito de las condiciones renales (p. ej., enfermedades infecciosas), lisis celular (p. ej., isquemia aguda de extremidad, rabdomiólisis, traumatismo extendido).

Se recomienda el monitoreo constante del potasio sérico en pacientes con riesgo (ver Interacciones medicamentosas y de otro género).

Litio: Así como con otros antagonistas del receptor para angiotensina-II, no se recomienda la combinación de litio y Olmesartán Medoxomilo (ver Interacciones medicamentosas y de otro género).

Estenosis aórtica o mitral; cardiomiopatía hipertrófica obstructiva: Como con otros vasodilatadores, se debe tener precaución especial en pacientes que sufren estenosis de las válvulas mitral o aórtica, o cardiomiopatía hipertrófica obstructiva.

Aldosteronismo primario: Los pacientes con aldosteronismo primario casi nunca responden a los medicamentos antihipertensivos que actúan por inhibición del sistema renina-angiotensina. Por lo tanto, no se recomienda el uso de Olmesartán Medoxomilo en estos pacientes.

Enteropatía semejante a esprúe: Existen reportes muy raros de casos con diarrea crónica con pérdida sustancial de peso en pacientes que toman olmesartán pocos meses o años después de iniciar el medicamento, quizá causada por una reacción de hipersensibilidad tardía localizada. Las biopsias intestinales de pacientes a menudo mostraron atrofia de las vellosidades. Si un paciente desarrolla estos síntomas durante el tratamiento con Olmesartán Medoxomilo deben descartarse otras causas. Considerar la suspensión de Olmesartán Medoxomilo en casos en los que no se identifique otra causa. En los casos en que los síntomas desaparezcan y la enteropatía semejante a esperar a que se confirme por biopsia, no debe reiniciarse el tratamiento con Olmesartán Medoxomilo.

Bloqueo doble del sistema renina-angiotensina (SRA): Es preciso tener precaución cuando se administren ARAs, incluido el Olmesartán Medoxomilo, con otros agentes que bloquean el SRA, como los IECA o aliskiren (ver Interacciones medicamentosas y de otro género, Bloqueo doble del sistema renina-angiotensina [SRA] con IECA, ARAs o aliskiren).

Diferencias étnicas: Como con todos los demás antagonistas de la angiotensina II, el efecto reductor de la presión sanguínea de Olmesartán Medoxomilo es un poco menor en pacientes de raza negra que en los de otras razas, quizá por una mayor prevalencia de un estado con renina baja en la población hipertensa de raza negra.

Otros: Como con cualquier agente antihipertensivo, la disminución excesiva de la presión arterial en pacientes con cardiopatía isquémica o enfermedad cerebrovascular isquémica puede provocar un infarto de miocardio o accidente cerebrovascular.

Efectos en la capacidad para conducir y usar maquinaria: El Olmesartán Medoxomilo tiene una influencia menor o moderada en la capacidad para conducir y utilizar maquinaria.

A veces existe mareo o fatiga en pacientes que toman antihipertensivos, lo cual puede disminuir la capacidad de reacción.

DOSIS Y VÍA DE ADMINISTRACIÓN: Oral.

Adultos: La dosis inicial recomendada de Olmesartán Medoxomilo es 10 mg una vez al día. En los pacientes cuya presión arterial no se controla adecuadamente con esta dosis, la dosis de Olmesartán Medoxomilo deberá incrementarse a 20 mg una vez al día como la dosis óptima. Si se requiere una reducción adicional de la presión arterial, la dosis de Olmesartán Medoxomilo debe ser incrementada a un máximo de 40 mg una vez al día o se deberá añadir terapia con hidroclorotiazida.

El efecto antihipertensivo de Olmesartán Medoxomilo está sustancialmente presente a las 2 semanas del inicio de la terapia y es máximo acerca de las 8 semanas después del inicio de la terapia. Esto debe ser tomado en cuenta cuando se considera cambiar el régimen de dosis en cualquier paciente.

Con el fin de ayudar al cumplimiento, se recomienda que Olmesartán Medoxomilo debe ser tomado aproximadamente en el mismo horario cada día, con o sin alimentos, por ejemplo, a la hora del desayuno.

La tableta debe tragarse con una cantidad suficiente de fluido (por ejemplo, un vaso de agua). La tableta no debe ser masticada.

Adultos Mayores: No se requiere ajuste de dosis generalmente en pacientes mayores (ver adelante las recomendaciones de dosis en pacientes con insuficiencia renal). Si se requiere el ajuste de dosis a la dosis máxima de 40 mg al día, la presión arterial debe ser estrechamente monitoreada.

Insuficiencia Renal: La dosis máxima en pacientes con insuficiencia renal leve a moderada (depuración de creatinina de 20-60 ml/min) es de 20 mg Olmesartán Medoxomilo una vez al día, de acuerdo con la experiencia limitada de las dosis más altas en este grupo de pacientes. El uso de Olmesartán Medoxomilo en pacientes con insuficiencia renal severa, (depuración de creatinina de < 20 mL/min) no se recomienda, dado que existe únicamente experiencia limitada en este grupo de pacientes (ver secciones Precauciones generales y Farmacocinetica y farmacodinamia).

Insuficiencia Hepática: No se requiere ningún ajuste de las dosis recomendadas para pacientes con insuficiencia hepática leve. En pacientes con insuficiencia hepática moderada, una dosis inicial de 10 mg de Olmesartán Medoxomilo una vez al día se recomienda y la dosis máxima no debe exceder de 20 mg una vez al día. Se recomienda un estrecho monitoreo de la presión arterial y la función renal en pacientes con insuficiencia hepática que se encuentran recibiendo diuréticos y/u otros agentes antihipertensivos. No existe experiencia de Olmesartán Medoxomilo en pacientes con insuficiencia hepática severa, por lo que no se recomienda su uso en este grupo de pacientes (ver Precauciones generales y Farmacocinética y farmacodinamia). El Olmesartán Medoxomilo no debe ser utilizado en pacientes con obstrucciones biliares (ver Contraindicaciones).

Población pediátrica: La seguridad y eficacia de Olmesartán Medoxomilo en niños y adolescentes menores de 18 años no ha sido establecida. Los datos actualmente disponibles se describen en las secciones de Reacciones Secundarias y Adversas, Farmacocinética y farmacodinamia, pero no se puede hacer ninguna recomendación sobre la dosis.

Otra población pediátrica: Aún no se ha establecido la seguridad y eficacia de Olmesartán Medoxomilo en niños de 1 a 5 años de edad. Los datos actualmente disponibles se describen en los apartados Reacciones secundarias y adversas, Farmacocinética y farmacodinamia, pero no se puede hacer ninguna recomendación de una dosis.

Olmesartán medoxomilo no debe utilizarse en niños menores de 1 año de edad debido a preocupaciones de seguridad y la falta de datos en este grupo de edad.

MANIFESTACIONES Y MANEJO DE LA SOBREDOSIFICACIÓN O INGESTA ACCIDENTAL: Sólo se cuenta con información limitada disponible sobre la sobredosis en humanos. El efecto más probable de la sobredosis es la hipotensión. En caso de sobredosis, el paciente debe mantenerse bajo vigilancia; el tratamiento debe ser sintomático y de apoyo.

No hay información disponible sobre la posibilidad de dializar el Olmesartán.

PRESENTACIONES:

Caja con 14 ó 28 tabletas con 20 mg.

Caja con 14 ó 28 tabletas con 40 mg.

RECOMENDACIONES SOBRE ALMACENAMIENTO: Consérvese o manténgase a no más de 30°C.

Consérvese la caja bien cerrada.

LEYENDAS DE PROTECCIÓN:

Contiene Lactosa. Su venta requiere receta médica. No se deje al alcance de los niños. No se use en el embarazo ni lactancia, ni en menores de 18 años.

Reporte las sospechas de reacción adversa al correo:

farmacovigilancia@cofepris.gob.mx

SANDOZ, S.A. de C.V.

La Candelaria No. 186,

Col. Atlántida, C.P. 04370,

Deleg. Coyoacán,

Ciudad de México, México.

Reg. Núm. 001M2014, SSA IV

173300415J0130/23Mar18/IPPA_DRA-Sandoz

®Marca Registrada