Esta página emplea tanto cookies propias como de terceros para recopilar información estadística de su navegación por internet y mostrarle publicidad y/o información relacionada con sus gustos. Al navegar por este sitio web usted comprende que accede al empleo de estas cookies.

PLM-Logos
Bandera México
RINAVENT Solución pediátrica
Marca

RINAVENT

Sustancias

FENILEFRINA, LORATADINA

Forma Farmacéutica y Formulación

Solución pediátrica

Presentación

1 Caja,1 Frasco(s),30 ml,

1 Caja,1 Frasco(s),60 ml,

FORMA FARMACÉUTICA Y FORMULACIÓN:

Cada 100 ml de SOLUCIÓN pediátrica contienen:

Loratadina 0.050 g

Clorhidrato de fenilefrina 0.200 g

Vehículo, c.b.p. 100 ml.

Cada 100 ml de SOLUCIÓN contienen:

Loratadina 0.100 g

Clorhidrato de fenilefrina 0.400 g

Vehículo, c.b.p. 100 ml.

INDICACIONES TERAPÉUTICAS: RINAVENT Solución constituye una formulación efectiva para el alivio de los síntomas de la gripe y el resfriado común, así como de las manifestaciones clínicas de otros padecimientos alérgicos e infecciosos de las vías respiratorias altas. RINAVENT Solución contiene un antihistamínico potente, no sedante y de acción prolongada, y un simpaticomimético descongestionante de la membrana mucosa de las vías respiratorias por lo que controla adecuadamente síntomas como rinorrea, constipación nasal, lagrimeo, estornudos, prurito, congestión y manifestaciones de hipersensibilidad característicos de padecimientos como: rinitis alérgica, fiebre del heno, sinusitis, rinofaringitis y síndrome gripal.

FARMACOCINÉTICA Y FARMACODINAMIA: La loratadina, es un antihistamínico de larga acción con poca penetración en el sistema nervioso central, sólo posee una débil afinidad por los receptores a 1 adrenérgicos y colinérgicos. La droga se absorbe rápidamente a nivel digestivo, con una concentración plasmática relacionada en forma directa con la dosis administrada. La descarboetoxiloratadina (DCL) es el metabolito farmacológicamente activo principal de la droga. La rápida absorción de loratadina y la rápida formación de DCL están en coincidencia con el inicio de la acción antihistamínica. La desaparición de la droga a nivel plasmático ocurre en una forma bifásica y tiene lugar hacia 1-3 horas con un efecto máximo de 1-12 horas con t½ de 1.02 y 3.8 horas para loratadina y DCL, respectivamente. La concentración de loratadina y de DCL en leche materna está en relación directa con las concentraciones plasmáticas y los datos parecen indicar que, luego de una única dosis de loratadina, la misma aparece en leche entre las 8 horas posteriores.

El mecanismo de pasaje es por difusión pasiva, aunque la cantidad total de loratadina y DCL excretada por leche es mínima. Así, después de 48 horas, sólo el 0.029% de la loratadina total y de la DCL se excretó por leche materna. La t½ para loratadina y DCL fueron de 8 a 11 y de 17 a 24 horas, respectivamente. La loratadina se transforma rápidamente en los humanos. La eliminación es por vía renal y fecal. Los estudios de cromatografía en orina demostraron sólo pequeñas fracciones del fármaco en orina, siendo la mayor parte aparentemente hidroxi-DCL. En pacientes con insuficiencia renal grave y en hemodiálisis no se observaron diferencias significativas en la absorción de loratadina y en la formación de DCL. El tiempo medio de eliminación se vio incrementado en sujetos con hepatopatía alcohólica, aunque no en forma significativa.

Algunos estudios que investigaron la influencia de la edad sobre la farmacocinética de la droga, parecen indicar que en la población geriátrica, el tiempo de eliminación después de una única dosis de loratadina de 40 mg por vía oral, es ligeramente superior al que se observa en personas de menor edad. Por lo tanto, se observó una tendencia a menor depuración de la droga en ancianos. Estas diferencias, sin embargo, no parecen ser de importancia desde el punto de vista clínico.

La fenilefrina es un agonista adrenérgico a-1 selectivo a lo cual se deben sus efectos simpaticomiméticos siendo en este caso un vasoconstrictor de acción directa que administrado por vía oral es absorbido fácilmente, pero experimenta un extenso metabolismo de primer paso en el hígado e intestino. Su biodisponibilidad es cerca de 38%. Es metabolizada por la conjugación con el sulfato y el ácido glucurónico y por aminación oxidativa al ácido m-hidroximandélico (MHMA) y al m-hidroxifenilglicol (MHPG). Cerca de 80% de una dosis oral se excreta en la orina en 24 horas, principalmente como la conjugación de sulfato del fenilefrina y MHPG; cerca de 30% de una dosis se excreta como MHMA sin conjugar.

CONTRAINDICACIONES: RINAVENT Solución está contraindicado en pacientes que han demostrado hipersensibilidad a los componentes de la fórmula. Pacientes bajo tratamiento con inhibidores de la MAO o dentro de los 14 días posteriores a la suspensión de su administración. Otras contraindicaciones son la hipertensión arterial severa, enfermedad cardiovascular grave, úlcera péptica estenosante, obstrucción píloroduodenal, asma bronquial, hipertrofia prostática, obstrucción del cuello de la vejiga y retención urinaria, enfermedad arterial coronaria, glaucoma de ángulo estrecho, hepatopatía, nefropatía, diabetes mellitus descompensada. No debe administrarse a pacientes en terapia con depresores del SNC, con otros antihistamínicos o que hayan ingerido alcohol. Su uso está contraindicado durante el embarazo y la lactancia.

RESTRICCIONES DE USO DURANTE EL EMBARAZO Y LA LACTANCIA: La loratadina pasa a la leche materna y la fenilefrina combinada con oxitocina durante trabajo de parto presenta riesgo de desencadenar hipertensión por lo que RINAVENT Solución está contraindicado durante el embarazo y la lactancia, y en cualquier caso su administración será responsabilidad del médico, valorando riesgo-beneficio.

REACCIONES SECUNDARIAS Y ADVERSAS: A dosis terapéuticas es bien tolerado, sin embargo se ha reportado hipertensión grave, cefalea, vómito y bradicardia refleja con el uso de fenilefrina; fatiga, cefalea, somnolencia, boca seca, náuseas, gastritis, erupción cutánea, insomnio y en raras ocasiones alopecia, anafilaxia o alteraciones hepáticas con el uso de loratadina.

Los pacientes de la tercera edad son más susceptibles a los efectos hipertensivos y bradicárdicos de la fenilefrina por lo que pueden presentar reducción del gasto cardiaco como consecuencia de la bradicardia sinusal aumentando el riesgo de una posible insuficiencia cardiaca.


PRECAUCIONES EN RELACIÓN CON EFECTOS DE CARCINOGÉNESIS, MUTAGÉNESIS, TERATOGÉNESIS Y SOBRE LA FERTILIDAD: Estudios habituales con animales de laboratorio y la experiencia en seres humanos no sugieren carcinogenicidad ni alteraciones sobre la fertilidad y la viabilidad embrionaria-fetal. Sin embargo la Agencia Europea del Medicamento (EMEA) ha reportado el nacimiento de niños con malformación hipospádica, cuyas madres estuvieron en tratamiento con loratadina durante el embarazo.

INTERACCIONES MEDICAMENTOSAS Y DE OTRO GÉNERO: Según las mediciones hechas a través de estudios del desempeño psicomotor, loratadina no causa potenciación cuando se administra concomitantemente con alcohol. Loratadina es metabolizada por las isoenzimas CYP3A4 y CYP2D6 del citocromo P-450. Por lo tanto, el uso con otras drogas que inhiban o sean metabolizadas por estas enzimas hepáticas puede dar lugar a cambios en concentraciones plasmáticas de las mismas y posiblemente, efectos nocivos. Con el uso concomitante con ketoconazol, eritromicina y cimetidina se ha reportado aumento en las concentraciones de loratadina.

Los ß-bloqueadores pueden aumentar los efectos vasoconstrictores de la fenilefrina. Inhibidores de la MAO pueden prolongar e intensificar los efectos presores de la fenilefrina al igual que la oxitocina. Los efectos antihipertensivos de metildopa, mecamilamina, reserpina y alcaloides derivados del veratro pueden ser reducidos por los compuestos simpaticomiméticos.

ALTERACIONES EN LOS RESULTADOS DE PRUEBAS DE LABORATORIO: Se debe suspender la administración de agentes antihistamínicos aproximadamente cuatro días antes de realizar procedimientos de pruebas cutáneas, ya que estos fármacos pueden impedir o disminuir las reacciones que de otro modo serían positivas a los indicadores de reactividad dérmica.

PRECAUCIONES GENERALES: Los medicamentos simpaticomiméticos se deben utilizar con precaución en pacientes con problemas cardiovasculares, puesto que pueden tener una susceptibilidad creciente a sus efectos. El cuidado en particular se necesita en pacientes con arritmias cardiacas, enfermedad cardiaca isquémica, o hipertensión arterial. Todo simpaticomimético se debe evitar generalmente en la hipertensión severa, aunque los agonistas a son particularmente peligrosos; deben también ser utilizados con precaución en pacientes con enfermedad vascular obstructiva que están en el riesgo creciente de isquemia periférica.

Los simpaticomiméticos se deben evitar en pacientes con feocromocitoma. Así como también en pacientes con hipertiroidismo, que puede derivar en el riesgo creciente de efectos sobre el corazón; las concentraciones elevadas de la hormona de la glándula tiroides pueden también realzar la sensibilidad del adrenoceptor. Los diabéticos y los pacientes mayores tienen una alta incidencia de enfermedad aterosclerótica y pueden también estar en un riesgo más alto; los efectos de los simpaticomiméticos en la glucosa de la sangre deben también ser considerados. Los agonistas a en detalle, se deben utilizar con precaución en glaucoma de ángulo estrecho, así como también en pacientes con enfermedad de la próstata, pueden estar en riesgo creciente de retención urinaria. Los simpaticomiméticos con efectos vasoconstrictores pueden reducir la perfusión placentaria y se deben evitar en embarazo.

En pacientes de 60 años o mayores también es más probable que los simpaticomiméticos causen reacciones adversas como confusión, alucinaciones, convulsiones, depresión del SNC y muerte. Por lo tanto, debe procederse con cautela cuando se administre RINAVENT Solución en pacientes ancianos. En los pacientes con insuficiencia hepática se debe administrar inicialmente una dosis menor ya que éstos pueden tener una depuración de loratadina más lenta; se recomienda como dosis inicial la mitad de la dosis recomendada. Aún no se establece la seguridad de la loratadina en menores de 2 años. Al utilizarse en neonatos existe posibilidad de una estimulación paroxística del sistema nervioso central.

DOSIS Y VÍA DE ADMINISTRACIÓN: Oral.

Solución pediátrica:

Niños de 2 a 5 años: 2.5 ml medidos con la jeringa dosificadora cada 12 horas.

Niños de 6 a 8 años: 5 ml medidos con la jeringa dosificadora cada 12 horas.

Solución:

Niños de 6 a 12 años: 2.5 ml (medidos con el vaso dosificador) cada 12 horas.

Adultos y niños mayores de 6 años: 5 ml (medidos con el vaso dosificador) cada 12 horas. No administrar más de 2 veces al día.

MANIFESTACIONES Y MANEJO DE LA SOBREDOSIFICACIÓN O INGESTA ACCIDENTAL:

Manifestaciones:

Fenilefrina: A dosis elevadas produce mareos, cefalea, náuseas, vómito, diaforesis, sed, taquicardia, palpitaciones, dolor precordial, dificultad para la micción, hipertensión, tensión, ansiedad, inquietud e insomnio. Algunos pacientes presentan reacciones más graves como alucinaciones, psicosis tóxica, arritmia cardiaca, colapso circulatorio, convulsiones, coma e insuficiencia respiratoria.

Loratadina: Los efectos tóxicos incluyen hipotensión postural, somnolencia, cefalea, excitación, taquicardia, sedación; han ocurrido raramente arritmias cardiacas, incluyendo prolongación del intervalo QT del ECG. La ingestión de una dosis de 160 mg no produjo efectos adversos.

Tratamiento: Debe iniciarse de inmediato, preferentemente en un medio hospitalario, se recomienda la inducción del vómito mediante jarabe de ipecacuana, cuya acción se facilita con la actividad física y la ingestión de 250 a 350 ml de agua; la dosis debe repetirse a los 15 minutos si no ocurre la emesis. Si no se puede inducir el vómito o está contraindicado, se procede a efectuar lavado gástrico con solución salina. Los restos del medicamento se absorben mediante la administración de carbón activado en forma de suspensión espesa en agua. Se debe procurar soporte vital con apoyo ventilatorio en caso de apnea. Se pueden utilizar vasopresores para el manejo de la hipotensión. Puede administrarse diazepam para controlar las crisis convulsivas.

PRESENTACIONES:

RINAVENT Solución pediátrica: Caja con frasco con 30 o 60 ml y jeringa dosificadora.

RINAVENT Solución: Caja con frasco con 60 o 120 ml y vaso dosificador.

RECOMENDACIONES SOBRE ALMACENAMIENTO: Consérvese el frasco bien tapado a temperatura ambiente a no más de 30°C.

LEYENDAS DE PROTECCIÓN:

Literatura exclusiva para médicos. Este medicamento contiene un antihistamínico. No debe administrarse durante el embarazo y la lactancia, ni en menores de 2 años. Este medicamento contiene 45 por ciento de azúcar y 3.5 por ciento de otros azúcares. Si persisten las molestias consulte a su médico No se deje al alcance de los niños.

LIFERPAL MD, S. A. de C. V.

Reg. Núm. 227M2004, SSA VI

113300CT050803